Lactancia materna. Cuando se convierte en un problema.

Lactancia materna problemas

Este post va dedicado a todas las mujeres que quieren o no quieren dar pecho. Porque no se es ni peor ni mejor madre por elegir lactancia materna y dar el pecho o por dar el biberón.


Cuando me quedé embarazada tenía muy claro que quería dar pecho a Nico y pensaba que sería la mar de fácil. No hacía más que decirme a mí misma que es un proceso natural y que si lo hace la mujer desde hace tantos siglos, como no lo iba a poder hacer yo. ¡Madre mía! Si lo llego a saber me como mis palabras y no comento nada. ¡Qué complicado era aquello! Que si el niño no se engancha, que si mi pezón es retraído, que si no tengo leche y un sin fin de etcéteras. Y es que no todas las madres estamos echas para dar el pecho.

Después de varias intentonas, de ponerme pezoneras, de que las enfermeras metieran el pezón al peque (de verdad, son increíbles, que práctica tienen metiendo el pecho, el niño no se desenganchaba de ahí), de pomadas, de mil historias interminables me di por vencida. Recuerdo el primer día en casa, fue un auténtico desastre. Nico se puso a llorar como un histérico porque quería comer y yo me baje el sujetador, le ofrecí el pezón, intentó engancharse y no podía. Yo me puse muy nerviosa y mi marido tuvo que salir corriendo a la farmacia a por un saca leches porque Nico decía que no se enganchaba. La verdad que lo pasé mal, estuve mucho tiempo con saca leches y de vez en cuando hacíamos intentonas para que Nico se enganchara. En ocasiones se enganchaba y hacía una buena toma y en otras no quedaba mas remedio que usar el saca leches. Me sentía como un tetabrik roto, cuando me iba a duchar o cuando me cambiaba y aquello goteaba que daba gusto.

Bueno, pues esta fue mi experiencia con la lactancia materna, como podéis ver, no fue muy buena. Y ahora voy a hablar de todas esas mujeres radicales pro-lactancia que tantísimo odio tengo. Vamos a ver, está mas que por supuesto que la lactancia materna es, sin lugar a dudas, la mejor alimentación para nuestros bebés pero, no es la única. Creo que aquellas personas que son radicales con el tema, son un mal para la sociedad.

Muchas son las mujeres que por una razón u otra no pueden dar lactancia materna a sus hijos y no por ello son malas personas ni están haciendo daño a su bebé. En más de una ocasión me han preguntado si doy el pecho a mi hijo y al responder que no me han mirado con mala cara. Vamos a ver señora, en primer lugar ¿a usted que le importa? y en segundo lugar, mi hijo crece según la curva de crecimiento así que porque no se dedica mejor a criticarse a usted misma.

Una historia real y terrorífica con la lactancia materna.

Bueno, pues voy a contar una historia un poco terrorífica. Hace poco, conocí a una mujer que me contaba que pidió ayuda porque quería dar el pecho pero no lo conseguía, así que la aconsejaron una matrona de la calle Ibiza. Bueno, pues resulta que esta mujer la hizo unas vejaciones tales como dejarla desnuda en una camilla con su hija encima, mientras esta defecaba y orinaba y la matrona no la dejaba limpiarse. Después le dijo unas cosas no muy agradables y abrió la puerta dejando que las mujeres que estaban en la sala de espera pudieran ver lo que estaba pasando dentro y por supuesto, a esta mujer desnuda llena de heces de su hija. Mirar, yo a esta mujer primero la pongo una denuncia y después hago público todo para que se sepa de esta enfermiza de la lactancia materna. Hay que ser mala persona para tratar así a una mujer que va a pedir ayuda. Esta mujer tiene que ser cesada de su trabajo porque no es mas que un psicópata.

Aun que no lo parezca, yo apoyo la lactancia materna, pero no apoyo a las radicales. Soy de las que piensan que lo natural es siempre lo mejor para todos, pero mamás y futuras mamás, si el día de mañana no lo conseguís, tampoco os volváis locas y penséis que por eso sois unas pésimas madres, porque no lo sois. Actualmente tenemos la gran suerte de contar con la leche de fórmula ya que antiguamente había que buscar una mujer que le pudiera dar el pecho al crío (eso si que me da asquete, que mi hijo chupe la teta de otra). No hay que sentirse mal por dar leche de fórmula y que absolutamente nadie os haga sentir mal a vosotras. A mi la primera que me viene con tontunas la mando a freir puñetas.

Sólo pensar en esto, ¿una madre es peor madre por no comprar ropa de marca a sus hijos? Una madre solo es mala madre cuando no viste a sus hijos, cuando los tiene pidiendo en la calle, cuando no los alimenta, cuando los pega. Tanto si das el pecho como si das de fórmula, siempre serás una buena madre, que nadie te juzgue por ello.

 

3 comments

  1. Ana · noviembre 30, 2014

    Hola a todas! La experiencia de la pobre chica es traumatica yo no se como no la metio un buen puñetazo es antihigienico entre otras muchas cosas, en fin….. Volviendo al tema que menciona Marisa la lm es como el post parto mujeres que en dos dias se han recuperado y mujeres que tardan dos meses, yo por ejemplo estoy con LM con mi bebe de 7 meses, ciertamente al principio es un poco duro pero una vez que te compenetras con tu hijo es un momento muy especial e intimo, cada mujer es libre de tomar la decisión que considere oportuna, y no por ello es ni mejor ni peor madre, las buenas mamas se distinguen por querer lo mejor para su bebe, os puedo aportar un par de consejos que en su dia me dio muy buen resultado, intentar en la medida de lo posible llevar el pecho sin nada que os oprima por lo menos cuando esteis en casa, evitando sujetadores, discos de lactancia… Pues solo os creara maceraciones, si creeis q teneis poca leche cuantas mas veces pongais al bebe al pecho mas cantidad de leche producireis. Si teneis alguna duda al respecto podeis comentarlas y en la medida de lo posible entre todas os intentaremos ayudar, un abrazo a todas las mamas!

    Me gusta

  2. Mi caso fue parecido. Yo tenía claro que quería dar el pecho al bebé y como había leído a Carlos González ("un regalo para toda la vida" pensaba que dar el pecho iba a ser facilísimo y quien no lo hace es casi porque no quiere. ¡Que equivocada estaba!En el hospital me ponía al bebé muchísimo al pecho como había leído, pero lo estaba haciendo MAL. Al cabo de 3 días tenía grietas en los pezones, cada vez que me acercaba al peque se me saltaban las lágrimas de dolor y lo que es peor: él no estaba comiendo casi nada. El 3r día le dieron un biberón de 70ml en el hospital que devoró en un tiempo record. Durante una semana le estuvimos dando biberón hasta que a mí se me curaron los pezones pero cuando trataba de ponérmelo al pecho él no quería.Me compré el sacaleches y me pasé 4 meses sintiéndome fatal por no poder darle el pecho. me han hech las mismas reflexiones que a ti sobre la lactancia materna, me han mirado mal por sacar un biberón y dárselo a mi hijo… En fin, creo que las tali-teta (como las llama una amiga) deberían ser más empáticas con las otras madres. El post-parto es un periodo muy difícil y los último que necesita una madre primeriza es gente juzgándola y haciéndole sentir mal.

    Me gusta

  3. MR Colubi · enero 16, 2016

    ¡Hola! Perdón por no haberte contestado… Pues mujer, no hay que sentirse mal. Eres una mamá estupenda. Tu bebé está cuidado y atendido ¿Que más se puede pedir? La gente es absurda de verdad. Estoy convencida que esas tali-teta tienen mas presente dar teta que otra cosa! ¡Que las zurzan! No estamos para pasarlo mal en esta vida si no para disfrutarla y mientras nuestros hijos crezcan sanos ¿Que mas dará lo otro? Un beso y todo mi ánimo guapa!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s