Clases preparación al parto. Qué son y para qué sirven.

clases preparacion al parto seguridad social
Cuando pensamos en las clases de preparación al parto, nos imaginamos esas escenas de película en las que una profesora en una sala tiene una mesa llena de muñecos y te enseñan cómo hacer para cambiar pañales, bañar y vestir al bebé. Pero en realidad no es así.

Creo que nunca me olvidaré de la primera vez que fui a mi primera clase de preparación al parto. Claro, de ver tantas películas pues te imaginas todo de una manera totalmente diferente. Aquel centro no era muy grande. Estaba situado cerca de la C/ Fortuny de Madrid. Según entrabas, encontrabas unos pocos asientos y una recepción y un poco más adelante otros asientos y unas máquinas de alimentación.

Estuve un ratito esperando porque llegué con bastante tiempo. Lo de llegar tarde a los sitios es algo que no me gusta nada. Mis compañeras de clase iban llegando, unas con mas tripita que otras. Para ellas era ya su segunda clase, yo a la primera no pude asistir porque estuve malísima con los síntomas de embarazo. La verdad que me sentía un poco “desplazada”, porque ellas ya se habían visto y estaban hablando entre ellas y yo no conocía a nadie.

Al rato de llegar, pasamos a la sala. Era bastante grande. La fisio enseguida nos saludó con una buena sonrisa. Era una chica jovencita, encantadora y que nos resolvía todas las dudas en el momento. Te sentías muy cómoda con ella. Es de agradecer que existan profesionales así, que les gusta su trabajo y que te tratan con cariño. Todas las mamás lo notamos y nos sentimos queridas en aquellas sesiones.

La mayoría de clases de preparación al parto se dividen en dos partes, las primeras sesiones con una fisioterapeuta y las segundas con una matrona.

La fisio te enseñará las distintas formas de respiración cuando comiencen tus contracciones. Le dará mucha importancia al suelo pélvico y seguramente, te enseñará un tipo de masaje perineal  para que hagas antes del parto y así evitar en la medida de lo posible la episiotomía. También te enseñará unos cuantos masajes y ejercicios que podrás realizar junto a tu pareja en el día del parto.

La matrona te hablará de un sinfín de cosas que serán totalmente nuevas para ti y muy interesantes, como saber si estas de parto, cuando acudir al hospital, que es y cómo funciona la epidural, como es la lactancia, cómo te sentirás después del parto, y un largo etcétera.
Seguramente, las primeras sesiones con la fisio acudas tú sola y las últimas con tu pareja. A las de la matrona yo acudí a todas con mi pareja. Las sesiones con la matrona se me hicieron un poco más pesadas que con la fisio, ya que era todo hablado y encima tenía ya un buen tripón.
Muchas mujeres dicen que las clases de preparación no sirvieron de nada, pero yo creo que sirven para mucho si haces todo lo que te enseñan, especialmente el masaje perineal. Yo personalmente, solía hacer todo lo que me decía la fisio.

Clases preparación al parto: Cuando empezar.

Las clases preparto deberías empezarlas cuando estés de cinco o seis meses, pero realmente puedes empezarlas cuando quieras. Se aconseja en esos meses ya que el feto está bastante formado y estás más cerca del parto.

Recuerda que el ejercicio durante el embarazo es muy importante, tanto para ti como para tu bebé. Yo te recomiendo salir a caminar todos los días y si es junto a tu pareja o acompañada mejor. Sé que durante la última etapa del embarazo es complicado salir a caminar, ya que te encuentras muy cansada, pesada y sólo tienes ganas de pasar al cuarto de baño, pero intenta salir a dar un paseo al día. No importa si es una paseo pequeño, lo importante es moverse.

Mi consejo, cada vez que termines una sesión con la fisio, practica todo lo que te han enseñado y cuando termines la sesión con la matrona, busca información sobre todo lo que os ha contado. Esto último hazlo con mucha cautela y siempre asegurándote que donde miras la información es en una página en la que escriba gente que realmente sabe de lo que habla, ya que en Internet puede escribir cualquiera y no toda la información es fiable.

Yo tengo un buen recuerdo de mis clases de preparación al parto ya que tanto la fisio como la matrona eran un amor y te resolvían todas las dudas, aunque sinceramente cuando llegó el momento del parto muchos de los consejos que me dieron y de ejercicios que me aconsejaron se me olvidaron y de lo único que me acordé fue de un tipo de respiración.

Así que no lo pienses, ve a tus clases de preparación al parto y prepara ese gran día.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s